Los 5 arrepentimientos de los Moribundos

hombre arrepentido

 

Bronnie Ware enfermera Australiana escribe en su libro los 5 arrepentimientos de los moribundos

Ella nos cuenta que en sus años de experiencia como enfermera siempre escuchaba a las personas decir

Lo arrepentidas que estaban por haber dejado de vivir .

Aquí tenemos los 5 mayores arrepentimientos de los moribundos

1 - Ojalá hubiera tenido el coraje de hacer lo que realmente

     quería hacer y no lo que los otros esperaban que hiciera

Más de una persona se siente frustrada y en muchas ocasiones vive en estado de depresión por no vivir lo que sueña muchas veces debido al miedo de tomar sus propias decisiones ,a ser juzgado ,a ser criticado se vive tan enfocado en lo que los demás quieren que no se dan la oportunidad de vivir

2 - Ojalá no hubiera trabajado tanto

Invierten horas interminables realizando diferentes trabajos con el propósito de dar un futuro mejor a la familia y seres queridos sin darse cuenta que se olvidan de vivir el presente y cuando lo realizan ya es demasiado tarde.

3 - Hubiera deseado tener el coraje de expresar lo que realmente sentía

La vida se pasa cuidando de los sentimientos de uno y del otro ,tratando de no lastimar a nadie sin darse cuenta que el mayor lastimado son ellos mismos.

4 - Habría querido volver a tener contacto con mis amigos

Nuevamente las obligaciones del trabajo la falta de organización y el concentrarse en situaciones muchas veces insignificantes son las causas por las cuales no se sacan los minutos para compartir más con los amigos

5 -Me hubiera gustado ser más feliz

En la búsqueda de la felicidad invertimos una vida completa, trabajamos en lo que no nos gusta con tal de cubrir los gastos, mantenemos relaciones dolorosas por miedo al cambio ,vivimos soñando con lo que nos gustaría ser mas no lo hacemos.

Todavía estamos a tiempo de darle una vuelta a nuestra vida y enfocarnos en realizar lo que realmente amamos y nos hace sentir felices lo más seguro es que de esta forma vamos a dar mas felicidad y no nos vamos a tener que entrar en el grupo de los arrepentidos.